23 abril 2016

Como escoger que camiseta ponerte

A lo largo de la semana que hoy termina, desde estas mismas líneas se ofrecían las dos versiones de una misma crisis, una moneda que sólo ha conocido una cara en la segunda vuelta y que desde ayer mismo se ganó el dudoso honor de dar la espalda a la grada, hasta ahora más o menos entregada a su equipo.

Aunque en mayoría, el pesimista todavía encontraba cierta réplica en el pabellón, pero ayer el optimista se quedo solo, agarrado al único consuelo, pobre consuelo, de que León y Estudiantes continuaran echándose tierra encima en lo más profundo de la clasificación. Ese aficionado no sólo era ayer antipopular sino que se ganó la mofa del resto. Y lo que es peor, se quedó sin argumentos. Tampoco encontró muchos en boca de Imbroda, que recurrió a los mismos que viene repitiendo prácticamente desde que el equipo volvió de Girona.

Después de escuchar al técnico, uno mismo se pone en la piel de ese solitario aficionado y le tiemblan las piernas al asistir al titubeo de Imbroda cuando se le preguntó, sin reparos ni rodeos, si cree que el Estudiantes es, hoy por hoy, mejor equipo que el Capitol. «No», respondió el técnico, que zanjó la pregunta sin excesiva contundencia, «no es peor, pero tampoco quiero pensar en otros equipos». Más grave aún es pensar que a Imbroda se le han agotado los argumentos, tanto dentro como fuera de la cancha.Por un lado el efecto diván parece haberse difuminado, y por otro, su improvisado giro táctico -defensa zonal de ajustesparece llegar tarde. El equipo no puede digerir ahora un recurso que no se ha masticado durante el año.

Ante este panorama, el pesimista se frota las manos cargado de los argumentos que explotan los rivales semana tras semana. En su lista, empezando por la puntuación global [llámese valoración], sobresalen los 104 puntos de Canarias, los 105 de Unicaja, 99 de Cajasol, 151 del Real Madrid, 102 de Manresa pese a la victoria, 105 de Menorca,... por no hacer referencia a los 143 y 137 que se apuntaron, respectivamente, Joventut y Unicaja en la primera vuelta. Tener enfrente al Grupo Capitol se ha convertido en un auténtico chollo.

El optimista no atisba reacción y el pesimista ha puesto incluso fecha al pelotón de ejecución. Uno y otro no saben ya si acudir a Pisuerga con la camiseta de su propio equipo o la de los rivales del Estudiantes. De momento hoy vestirán la del Fuenla, próximo rival del Capitol. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario